Barcelona es Bona y Gaudí un genio

Por mi parte he intentado, sin mucho éxito, encontrar un trabajo en Barcelona donde poder desplegar lo que he ido aprendiendo a lo largo de los años. Guardo buenos recuerdos y alguna que otra marca en la piel, de l’Ancora de Poblenou y del Mandarina. Lamento los comentarios que me llegan de l’Ancora por que no son muy buenos y espero que (son nuevos en la restauración) el tiempo y sobre todo su sentido común les hagan corregir la derrota actual que tiene l’Ancora de Poblenou a día de hoy, que encuentren alguien capacitado para que su cocina tenga chispa, que mejoren el servicio y la atención al cliente. Del mandarina poco hay que decir, Joan (su creador) esta, por lo que se, preparando/terminando un proyecto de restaurante Vegetariano que recoja lo mejor del Mandarina y lo acerque aun y mas a la gente, defendiendo una cocina, la vegetariana a la que se trata con demasiada condescendencia y algo de desprecio algunas veces, por parte de ciertas corrientes culinarias. Siendo hora de investigar y buscar su parte mas sublime y gourmet, que la tiene. Por mi parte pienso y soy (al menos lo intento) coherente y consecuente con este tipo de alimentación que reúne la filosofía, la ética y la estética de un mundo mas sano y sostenible. Desde mediados de los años ochenta cuando conocí la Sociedad Naturista Vegetariana de Alcoi y cocine mi primera paella para cincuenta personas… por supuesto vegana.
Ahora me preparo para volver a cocinar y alimentar a un grupo de personas, vegetarianas la mayoría de ellas, que vienen desde Londres a hacer un curso de yoga a una casa Rural en el pueblecito de Aigües este verano. Fue una grata sorpresa para mí, que me buscaran como chef de este evento, por consejo de alguien que aprecia mi cocina. Estaré una semana cocinando sus comidas y cenas, contándoles cosas de mi País, dándoles a probar nuestros vinos y frutas. Vamos desplegando la hospitalidad a la que estamos obligados con nuestros visitantes.
Estoy unos días en Barcelona de visita, espero visitar esta semana, “Terra d’Escudella” para ver como va este, mas que proyecto, realidad sito en la plaça d’osca en Sants Barcelona y donde según recuerdo se come muy bien (pero ya os contare) pronto fotografías de los platos y demás de este viaje. Ayer estuvimos recorriendo, arriba y abajo, el parque Güell. Un mágico lugar donde de la mano de su creador, Antoni Gaudí i Cornet. Podemos maravillarnos con la sensación que disfruta un surfista al deslizarse por dentro de una gran ola, al adentrarnos entre las columnas inclinadas del pórtico de la lavandera, imposibles y siempre distintas. Un paseo que deja su impronta a toda persona que lo pasea, una poderosa estructura ligera y sutil que nos transporta a las playas de arena de nuestra infancia, cuando con la arena y el agua construíamos torres y más torres dejándola escurrir entre nuestros dedos. Otro placer es disfrutar de una de las mejores perspectivas de la Ciutat de Barcelona entre la fantástica naturaleza que envuelve todo el parque con sus arboles y plantas. Cada vez que lo visito, descubro algo nuevo (para mi) y fantástico. No en balde el maestro Gaudí era un artista y un genio de la estructura.
Si podéis hacerlo, visitar Barcelona y pasear por la obra del maestro. No lo olvidareis, os lo aseguro. Y si no podéis visitar la ciudad físicamente, hoy día podréis hacer una visita virtual buscando en internet.

Anuncios
Galería | Esta entrada fue publicada en Revuelto de pensamientos. Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s